Las 10 cosas que debes saber de la bandeja de arena de tu gato

Aspectos básicos para que tu gato esté realmente contento con su bandeja de arena

bandeja de arena de gato

Para muchos propietarios de gatos, el hecho de tener una bandeja de arena en casa les puede resultar algo incómodo por diferentes motivos (olores, estilismo…). Esto puede hacer que la bandeja y/o el tipo de arena que elijamos por nuestra propia comodidad no sea la más adecuada para nuestro mejor amigo. En esta ocasión os vamos a dar una serie de pautas para elegir un buen arenero. Así podremos satisfacer las necesidades de nuestro gato en cuanto a hacer sus necesidades se refiere, algo fundamental a la hora de prevenir multitud de problemas de comportamiento (que se orine o defeque fuera). Del mismo modo es un aspecto importante a la hora de diseñar el plan de enriquecimiento ambiental de nuestro gato.

Los 10 aspectos más importantes de la bandeja de nuestro gato serían: 

  1. Número: El número ideal de areneros que deberíamos tener en casa, equivale de forma sencilla al número de gatos que tengamos más 1 extra, es decir, si tenemos en casa 1 gato, lo ideal sería que tuviésemos un mínimo de 2 areneros, 2 gatos=3 areneros.

    Varias bandejas juntas cuentan como una sola

  2. Distribución: Dichos areneros, deben estar distribuidos en diferentes puntos de la casa/piso, es decir en distintas estancias /habitaciones. NO los pondremos juntos entre sí ni cerca de comederos, bebederos o zona de juego y/o descanso.
  3. Acceso: Tienen que estar siempre ubicados en zonas de fácil acceso y tranquilas para nuestro gato. Si decidimos poner uno por ejemplo en la terraza o lavadero, el gato ha de tener acceso a ella las 24h del día, no puede depender de que nosotros le abramos/cerremos la puerta. En dicho caso tendríamos que mantener siempre la puerta abierta o colocar en ella una gatera que facilite la entrada y salida del gato.  También tendremos en cuenta que sean zonas lo menos ruidosas posibles, lejos por ejemplo de lavadoras y/o secadoras.
  4. Tamaño: Los areneros deben ser de un tamaño que les permita poder moverse, escarbar y darse la vuelta cómodamente. En ocasiones, los areneros vienen con un borde incorporado que reduce su tamaño hasta hacerlo en la mayoría de las veces inapropiado. Imaginad tener que hacer vuestras necesidades en los W.C. que se utilizan para enseñar a los bebes ¡Que incómodo! ¿Verdad?
  5. Arena: El tipo de arena que los gatos prefieren son las aglomerantes (bentonita) frente a las de sílice y en especial frente a las piedrecitas (sepiolita). El motivo es que son mucho más agradables al tacto para sus delicadas almohadillas. Además es mucho más sencillo mantenerlas del todo limpias ya que facilitan el trabajo a la hora de retirar los orines y las heces diariamente y duran más tiempo limpias. Otro aspecto importante es que la arena carezca de olores (lavanda…) ya que en general desagradan a los gatos.

    Arena aglomerante, de sílice y de piedrecitas

  6. Limpieza: El arenero, debe ser limpiado a diario de heces y orina con una pala recoge excrementos. Dependiendo del tipo de arena y del número de gatos se deberá limpiar a fondo con mayor o menor frecuencia para que éste se mantenga siempre limpio también.  La limpieza a fondo debe realizarse con agua, desinfectante y enjuagando muy bien. Evitar productos que desprendan olores muy fuertes como el amoniaco o la lejía.
  7. Cantidad: La cantidad de arena que pondremos en la bandeja será de unos 3 cm como mínimo. Debe haber suficiente cantidad para que nuestro gato pueda escarbar y enterrar sus heces sin que toque el fondo con sus patitas.bandeja cubierta
  8. Cubierta:  Los gatos prefieren las bandejas descubiertas. Un arenero cerrado no permite una buena ventilación del mismo y puede ser un factor desagradable para nuestro gato, al acumularse los productos de la descomposición de la orina y las heces. Además los gatos deben tener la sensación de poder huir en cualquier momento y en una bandeja cubierta solo tienen una puerta de entrada y salida lo cual le dificultaría el hacerlo en caso necesario.
  9. Molestias: Nunca molestar al gato de forma directa o indirecta cuando esté haciendo uso de la bandeja. El gato puede coger desarrollar rechazo a la bandeja y comenzar a orinarse/defecarse fuera.
  10. Renovación: Cambiar las bandejas cada año aproximadamente ya que con el uso, se van deteriorando.Esperamos que estos consejos acerca de la bandeja de tu gato te ayuden a mejorar aquellos aspectos que no hubieras tenido en cuenta antes. Para cualquier aclaración no dudes en ponerte en contacto con nosotros.

Leave Comment